Ciencia & Ovnilogía
Siguenos  
 
 
     
La cuestión alienígena




LA CUESTION ALIENIGENA
Una visión ampliada
por Neil Freer traducción de Ben Fishold


ovni
S
inopsis

El contexto actual en el que El Paradigma de la Presencia Alienígena es visto y tratado es demasiado estrecho y limitado. 

El Paradigma de la Presencia Alienígena debería de ser visto como si tuviera dos partes, separadas pero relacionadas:

  1. El reconocimiento de la presencia de una cultura o culturas alienígenas de fuera de nuestro sistema solar, y las ramificaciones de esa presencia y contacto. En este escrito esta parte del paradigma lo denominaré la fase OVNI / Extraterrestre

  2. El reconocimiento y recuperación de nuestra verdadera historia como una especie creada genéticamente, mitad Anunnaki alienígena , mitad indígena Homo Erectus, de acuerdo con las tesis del erudito sumerio, Zecharia Sitchin, y sus ramificaciones para nuestro futuro. En este escrito esta parte del paradigma es denominado la fase Historia Humana.

Estos son dos problemas creados artificialmente porque las evidencias aplastantes son patente en ambos casos pero la ocultación de las mismas por intereses creados impide su cierre.

Del mismo modo, a veces idéntico, los condescendientes intereses creados y las autoridades obstaculizan el proceso de revelación de la presencia alienígena igual que obstaculizan la recuperación de nuestra historia mitad alienígena por razones parecidas. La solución al último “problema” revelará las presiones políticas para ocultarlo de las autoridades y facilitará la revelación del primer “problema”.

Solo recuperando nuestra verdadera identidad como especie y una definición general de los deseos de la naturaleza humana conseguiremos la unidad global y la integridad incuestionable que nos permitirá interactuar con una cultura alienígena sin importar lo extraña que sea. Sin prejuicios religiosos o filtros culturales, seremos capaces de conocer lo que es bueno o malo para nosotros y podremos entender lo que es bueno o malo para las especies alienígenas.

No podemos ser aceptados dentro de la sociedad estelar hasta que no alcancemos ese nivel de madurez como especie.

Las dos partes del paradigma están definidas, desarrolladas, sus ramificaciones examinadas, y sus interrelaciones explicadas. Las medidas prácticas para ejecutar y acelerar ambos procesos están sugeridas y remarcadas, y los logros beneficiosos de la especie, al preservar la totalidad de la dignidad y la libertad humana, son definidos en un contexto progresivo evolucionista. 

La intención del autor en este documento no es instruir sino sugerir. Lo que sigue esta basado en cincuenta años de interés, búsqueda, estudio intenso, desarrollo, y reflejo de la condición humana como hombre común y filósofo profesional. 

Es enviado para su consideración respetuosamente como un medio de facilitar un avance en la resolución de estos temas que ahora están efectivamente y perniciosamente en un punto muerto. 

  El Status Quo del Fenómeno OVNI/Extraterrestre

Una advertencia preliminar: es completamente conocido que algunos avistamientos de Ovnis, informes de abducciones, encuentros con “extraterrestres” pueden no ser de origen extraterrestre sino acciones humanas, tecnología y hechos humanos.

Este documento se centra solo en la actual presencia de alienígenas, su tecnología y sus interacciones.

La posición del autor sobre el paradigma de la presencia OVNI concuerda con la mantenida por la mayoría de las organizaciones destinatarias del escrito: una civilización o civilizaciones extraterrestres de fuera de nuestro sistema solar han estado visitando La Tierra durante un tiempo indeterminado, actualmente en el foco de atención esta la de “los grises”.

El autor ha estado intensamente interesado en el fenómeno desde 1947 cuando, con 17 años, leyó el primer reportaje publicado de “Roswell, AZ” sobre un platillo volante capturado después de estrellarse.

Unos 50 años de investigación y estudio del tema no dejan lugar a dudas en la mente de este autor de que el contacto de probablemente varias razas alienígenas con humanos ya ha sido realizado (los militares en primer lugar debido al peligro de una reacción agresiva). Se han realizado intercambios de información y tecnología, y la gente se ha ido gradualmente haciendo a la idea de la existencia de alienígenas gracias a la acción tanto de los alienígenas como de la estructura humana al mando encargada del tema.

Todo el tema OVNI ha sido tapado y negado, al principio debido al miedo a lo desconocido y al posible caos y anarquía por parte de la población, después por la dificultad de revelar y reconocer la culpa por ocultarlo. 

Los cuerpos extraterrestres que han sido examinados, hechas sus autopsias y los extraterrestres vivos en acción han demostrado que algunos son humanoides al menos en apariencia si no fisiológicamente y otros de hecho son androides. El “problema” es artificial y eso solo por la negación obstaculizadora del gobierno. La evidencia de la presencia extraterrestre ha llegado hasta un punto tan fuerte y los datos son tan vastos que el reconocimiento final del Gobierno forzosamente debe darse.

Incluso aunque tenemos el testimonio de:
  • Mayor Donald E. Keyhoe
  • Capitán Jesse Marcel
  • Maurice Chatelain
  • Command Sgt. Major Robert Dean
  • Coronel Col. Phillip J. Corso
  • Almirante James Woolsey
  • Astronauta Gordon Cooper,
    ...por nombrar solo una minúscula cantidad de gente del gobierno, militares y de la NASA, la suprema ironía de esta situación es que continuamos acudiendo al Gobierno, que ha estado tapando el fenómeno, para su validación, verificación y autentificación.

    La razón por la que hemos hecho esto es debido, en gran parte, al condicionamiento, durante miles de años, para someterse a la autoridad restringiendo la naturaleza peculiar de nuestros orígenes en subordinación como brillantemente elucidan las tesis del erudito en sumeria, Zecharia Sitchin.
La perpetuación de esta subordinación mediante la forma de un sublimado “temor de Dios” a través de las instituciones religiosas fundadas en aquel ha transformado nuestro mundo tan profundamente que tememos incluso a reconsiderarlo. Entonces confiamos en las autoridades cuando no deberíamos y tendemos a prestar atención a cualquiera que aparezca aquí de otro planeta como si fueran maestros o salvadores.

Una cuestión fundamental, raramente considerada debido a nuestro condicionamiento de depender en los tres criterios clásicos, teología, filosofía y ciencia que son a su vez son traídos a colación por la misma:
  • ¿es posible llegar a una nueva visión del mundo que corrija, complete y contenga todas nuestras visiones anteriores del mundo?
  • ¿que explique todas nuestras explicaciones previas?
La respuesta es, inequívocamente, Sí.

Pero Kuhn, que examinó la naturaleza de las revoluciones científicas desgraciadamente tiene razón. Casi debemos esperar a que la generación más mayor desaparezca antes que ver una transición racional y ordenada a un nuevo paradigma. Aquellos con intereses propios, la enseñanza académica o la reputación científica o religiosa, políticos o económicos no van a acceder fácilmente en absoluto.

Estamos muy atrás, lejos de la vanguardia de la evolución en este sentido debido a esta inercia.

ovni4
El Status Quo De La HH (Historia Humana)

El Paradigma de Sitchin De Nuestra Propia Historia como Especie Mitad-Alienígena

El erudito sobre los sumerios, Zecharia Sitchin, publicó su primer trabajo en 1976. 

A partir de su conocimiento del Sumerio, el Semítico y otras lenguas antiguas y su investigación y estudio de los datos arqueológicos y Bíblicos adquiridos durante los últimos ciento cincuenta años ha propuesto su tesis de que los dioses transculturales conocidos en todas las culturas antiguas no eran mitológicos sino seres reales alienígenas humanoides de carne y hueso, muy parecidos a los humanos, que habían venido aquí desde el décimo planeta de nuestro sistema solar, el Planeta X en la prensa popular, llamado Nibiru por los Sumerios.

Ellos después crearon mediante ingeniería genética nuestra especie, al principio como animales esclavos para trabajar en sus minas de oro, mediante el cruce de sus genes con los del Homo Erectus

El trasfondo Histórico Necesario Para Comprender las Tesis de Sitchin

Nota introductoria:

Al tener en cuenta la reacción típica a este análisis: lo que se ha dicho aquí por este autor ha sido presentado tan cuidadosamente y razonablemente como ha sido posible.

Sin embargo, por el hecho de ser un análisis de nuestra historia y, casi sin proponérselo, de la religión, a menudo será percibido como el rompimiento de un tabú, quizás como un ataque sospechoso, quizás ateismo, o algo “Antiamericano” en su espíritu, quizás incluso “contra Dios”—incluso aunque la prueba traída aquí no es diferente en esencia de la presentada contra la conspiración OVNI y, quizás, es incluso mas sólida.

El discurso religioso es la mancha más oscura en el tejido de nuestra cultura.

No existía literalmente nada parecido a la disciplina conocida como Arqueología en la cultura Occidental hasta el siglo XIX (1800). La Iglesia Romana controlaba y determinaba la visión sobre el pasado. El punto de vista del Obispo Usher, de que el planeta entero y la vida en él, como describía el Génesis, apareció bajo los auspicios de un creador cósmico allá en el 4004 a.C., fue la doctrina oficial y uno podía ser acusado como hereje por negarla.

No se abrió una ventana al pasado y se cuestionó la visión mitológica, hasta que los descubrimientos paleontológicos forzaron que esa visión fuera reconsiderada y Schliemann, un comerciante alemán rico, que se negaba a admitir que las ciudades antiguas y sus gentes fueran leyendas, excavó Troya. La Arqueología Científica como nosotros la conocemos apareció solo cuando los académicos renuentes tuvieron que reconocer el pasado que había sido excavado y reunido por aficionados en el Oriente Medio.

Los Arqueólogos acabaron por ser odiados y perdieron la confianza de las instituciones religiosas que temían revelaciones que contradijeran sus enseñanzas y la historia narrada en el Antiguo Testamento.


La Demisión De La Explicación Mitológica De Los Dioses

(Es algo trivial que existen cantidad de mitos locales relativos a variados temas entre los pueblos más o menos primitivos por todo el mundo. Aquí solo consideramos las últimas interpretaciones sobre los “dioses” transculturales relacionados en la historia humana como mitos, no reales.

También anotamos que las antiguas civilizaciones no llamaron a los Annunaki “dios”. Se referían a ellos como maestrosseñores, en el sentido de gobernantes.)

Aquellos que todavía mantienen la interpretación mitológica están en una posición insostenible.

Se encuentran con que tienen que mantener que los mismos ciudadanos que, según ellos, crearon – o tuvieron visiones - a los dioses a través de sus primitivas imaginaciones y proyecciones precientíficas ingenuas como la personificación de las inmensas fuerzas naturales fueron los mismos primitivos que de algún modo supieron construir la asombrosa Pirámide de Gizeh; los que de algún modo extrajeron, cortaron y trasladaron al lugar las mil toneladas de piedra del “Templo” de Baalbek (una plataforma de lanzamiento de cohetes) que incluso nuestra moderna tecnología no puede ni intentar levantar; de algún modo sabían el gran ciclo precesional de los cielos, la existencia de los diez planetas de nuestro sistema solar y como se formó el mismo (documento: Enuma Elish)

Para escapar de este embarazoso dilema, algunos caen en la explicación de que “debería” haber existido una civilización aún más antigua, perdida ahora en el misterio del tiempo, cuya identidad no podemos conocer que “debieron” haber sido destruidos o declinaron - pero que de alguna manera dejaron la suficiente tecnología y sabiduría esparcidas para impulsar el comienzo de la primeras civilizaciones que conocemos.

Pero deben mantener esta interpretación enfrentándose a la clara declaración de los sumerios y la de todos los otros pueblos antiguos de que los dioses eran de carne y hueso de verdad, presentes delante de ellos, que les dieron la civilización.

La definición de que los lugares citados en las leyendas antiguas eran míticos ha sido gradualmente refutada empezando por el trabajo de Schliemann (un comerciante Alemán que se negó a creer que las ciudades antiguas legendarias fueran míticas y arriesgo su dinero para ir a Oriente Medio con mapas antiguos y excavar Troya, así abrió el sello del mito) y completadas con el re-descubrimiento de todas las ciudades antiguas y centros en todos los continentes.

Los hechos relacionados con los “dioses” de antaño y la tecnología que se les atribuía, considerados como mitos y leyendas primitivas, han sido refutados gradualmente, empezando con el descubrimiento de documentos en las ciudades más antiguas y reforzados por el descubrimiento de la gran biblioteca de Ashurbanipal en Ninive y la acumulación gradual de más de dos millones de objetos y documentos confirmando aquellos hechos con gran detalle. 

El descubrimiento de ooparts*, herramientas de alta tecnología, juguetes, artefactos, y tecnología junto con documentación de conocimientos científicos avanzados ostensiblemente fuera de lugar en ese tiempo junto con conocimiento astronómicos de todo el sistema solar más allá de nuestro conocimiento actual ha reforzado la negación de la interpretación mítica. 

* oopart - objeto fuera de lugar en el tiempo y/o en el espacio, por ejemplo una televisión en una cueva prehistórica. No he encontrado una palabra en español para traducirlo - Nota del Traductor

La interpretación de los “dioses”, los mismos Anunnaki, como míticos, seres irreales (según los mitólogos académicos), Arquetipos Jungianos (Joseph Campbell) y su relegación a alucinaciones esquizofrénicas (Julian Jaynes) ha sido gradualmente refutada empezando con el reconocimiento de la realidad de los acontecimientos atribuidos a ellos; es posible descartar los argumentos a favor de su irrealidad en base a que las acciones atribuidas a ellos parecen fantásticas, gracias al desarrollo de nuestra tecnología (cohetes, rayos láser, radio comunicación, ingeniería genética, armas atómicas y de emisión de partículas) que repiten esas proezas.

Esta interpretación ha sido complementada más a fondo por las investigaciones y exploraciones pioneras ofrecidas por Von Daniken y completadas por las demostraciones brillantes y detalladas de Sitchin y Sir Laurence Gardner, el historiador y genealogista Ingles.

La interpretación mítica ha sido apoyada por las religiones porque reconocer a los Anunnaki como seres reales sería abrir la puerta a una interpretación radical de todo el fenómeno de la religión y poner en cuestión la identidad real de la deidad verdadera en el centro de su sistema de creencias. Gardner ha traído a la luz, sin embargo, el hecho de que existe una historia muy documentada, robusta que lleva de regreso a los Anunnaki, propiedad de la tradición heterodoxa delCristianismo.

Esta tradición es la tildada de herética y perseguida de manera asesina por la Iglesia Romana antes y durante la Inquisición. No hubo Edad Oscura para esta tradición, solo para aquellos a los que la Iglesia quiso mantener en la oscuridad sobre la verdadera naturaleza de la historia humana.

Ahora que hemos empezado a caminar sobre la luna y a explorar el sistema solar y tenemos sondas viajando hacia las estrellas, la posibilidad de una civilización alienígena que llegue aquí se da por sentado y una viniendo de nuestro sistema solar sería algo trivial en vez de un mito irreal.

La “Mito-Información” después de doscientos años de fallos, aunque aun se esconda detrás mantenida en la Universidad, es un tema muerto.

La Esencia del Paradigma de Sitchin

Trabajando en base a los mismos descubrimientos arqueológicos, artefactos, y registros recuperados que los arqueólogos y lingüistas han utilizado durante doscientos años, Sitchin propone - prueba, en su opinión - que los Anunnaki (en Sumerio: “aquellos que bajaron desde el cielo”), una civilización avanzada del décimo planeta de nuestro sistema solar, amerizaron en el Golfo Pérsico alrededor de 432,000 años atrás, colonizaron el planeta, con el propósito de obtener grandes cantidades de oro.

Hace 250,000 años los documentos recuperados nos dicen que sus mineros del escalafón inferior se rebelaron en contra de las condiciones en las minas y los dirigentes Anunnaki decidieron crear una criatura que ocupara su lugar.

Enki, su científico jefe y Ninhursag la oficial medica jefe, después de resultados insatisfactorios recombinando los genes animales con los del homo-erectus,mezclaron sus genes Anunnaki con los del Homo-erectus y nos produjeron a nosotros, el homo sapiens, una especie dual genéticamente, para sus propios intereses como esclavos. Como éramos un híbrido no podíamos procrear. La demanda de trabajadores esclavos creció y fuimos manipulados genéticamente para poder reproducirnos.

Finalmente, fuimos tan numerosos que algunos de nosotros fuimos expulsados de los centros de las ciudades Anunnaki, gradualmente extendiéndonos sobre el planeta. Llegando a tener un stock genético estable y desarrollándonos más precozmente, quizás, que lo que los Anunnaki habían previsto, los Anunnaki empezaron a ser atraídos por los humanos sexualmente y de estas uniones nacieron niños.

Esto era inaceptable para la mayoría del alto consejo Anunnaki y se decidió eliminar la población humana mediante una inundación que era predecible cuandoNibiru, el décimo planeta de nuestro sistema solar y el hogar de origen de los Anunnaki, viniera al interior del sistema solar de nuevo (hace unos 12,500 años) en una de sus vueltas periódicas de 3600 años de duración.

Algunos humanos se salvaron gracias a la acción del Anunnaki, Enki, que simpatizaba con los humanos a los cuales él originalmente había creado genéticamente. Durante miles de años fuimos sus esclavos, sus trabajadores, sus sirvientes, sus soldados en las batallas políticas entre ellos mismos.

Los Anunnaki nos utilizaron para la construcción de sus palacios (proyectamos sobre estos la noción religiosa de templo actualmente), sus ciudades, sus explotaciones mineras y refinerías así como sus complejos astronómicos en todos los continentes.

Ellos se expandieron desde Mesopotamia a Egipto a la India y a América del Sur y Central y el sello de su presencia se puede hallar en los lugares más lejanos del planeta. 

Hace alrededor de 6000 años ellos, probablemente dándose cuenta de que su tiempo en el planeta llegaba a su fin, empezaron a dar gradualmente la independencia a los humanos. Sumer, una civilización humana, asombrosa, por su repentino origen y por su carácter maduro y avanzado en alto grado fue preparada bajo su tutelaje en Mesopotamia, los reyes humanos fueron inaugurados como intermediarios, jefes de las poblaciones humanas respondiendo ante los Anunnaki.

Algunos humanos fueron instruidos en tecnología, matemáticas, astronomía, artes avanzadas y en los modos de la sociedad civilizada. Las Civilizaciones elevadas de Egipto y Centroamérica surgieron.

Los Anunnaki se volvieron de alguna manera más lejanos a los humanos.

Alrededor del año 1250 AC habían entrado en la fase final de su desaparición. La población humana y los reyes dirigentes, ahora dejados a su suerte, empezaron a valerse por si mismos. Durante alrededor de tres mil años, consecuentemente, nosotros los humanos hemos estado atravesando una traumática transición hacia la independencia.

Las reclamaciones hechas por varios grupos de humanos que creían saber que deberíamos hacer para conseguir que los Anunnaki regresaran o cuando regresarían, perpetuaron los rituales de palacio y sociales aprendidos bajo los Anunnaki y en algunos casos el desacuerdo y la discordia irrumpió entre ellos.

La Religión, como la conocemos, se formó, centrada en el “dios” o los “dioses”, conocidos por los humanos claramente y sin ambigüedad quienes estuvieron en contacto con ellos como seres humanoides imperfectos de carne y hueso, ahora ausentes.

Fue solo mucho después que los Anunnaki fueron elevados finalmente a un carácter y estatus cósmico y, aun más tarde, mitificados debido a la lejanía en el tiempo.

¿Qué prueba apoya la tesis de Sitchin?

ovni1 

La prueba Astronómica
Una clave que sostiene el paradigma de Sitchin es la existencia, ahora o en el pasado, del décimo planeta en nuestro sistema solar, el planeta hogar de los Anunnaki con, sus características, tamaño, orbita, descritas, según ha demostrado Sitchin, en el texto del Enuma Elish y corroborado por Harrington.

  Tombaugh descubrió Plutón en 1930. Cristie, del Observatorio Naval de Los EE.UU. descubrió Charon, luna de Plutón, en 1978.

Las características de Plutón deducidas de la naturaleza de Charon demostraron que debe haber un gran planeta no descubierto aun porque Plutón no pudo ser la causa de los residuos, los “bamboleos” de las rutas orbitales de Urano y Neptuno claramente identificables.

El IRAS (Satélite Astronómico de Infrarrojos), entre los años 83 y 84, obtuvo observaciones de un décimo planeta tan claras que uno de los astrónomos del proyecto dijo que “lo único que falta es darle un nombre” – con que propósito la información ha sido curiosamente guardada.

En 1992 Harrington y Van Flandern del Observatorio Naval, trabajando con toda la información que tenían a mano, publicaron sus descubrimientos y opinan que hay, de hecho, un décimo planeta, llegando incluso a llamarlo un planeta “intruso”. Andersen de JPL expresó después públicamente su convencimiento de que esto podría ser verificado en cualquier momento. 

La búsqueda se estrechó hacia los cielos del sur, por debajo de la eclíptica. Harrington invito a Sitchin, habiendo leído su libro y traducciones del Enuma Elish, a un encuentro en su oficina (video abajo) y ellos relacionaron los descubrimientos actuales con los registros antiguos y Harrington reconoció la precisión de los registros antiguos a la vez que indicaba donde podría estar ahora el décimo planeta en el sistema solar.


 

La Prueba Tecnológica 
Ooparts es el término usado para describir a los artefactos, juguetes, instrumentos, aparatos técnicos, descripciones y documentos a todas luces “fuera de lugar en el tiempo” que han salido a la luz a través de excavación arqueológica o descubrimiento. 

Casi cualquiera esta familiarizado, a través de los trabajos publicados o documentales, con las baterías de arcilla que aun contienen los electrodos del desierto Iraquí datadas del año 2500 a.C., la maqueta de un avión que podía volar sacada de una tumba de una pirámide, el sofisticado manejo de la piedra que requeriría las técnicas mas avanzadas que conocemos hoy en día, el corte preciso de bloques de piedra de 1000 toneladas en los cimientos de un templo que incluso nosotros no podríamos manejar, un friso en relieve antiguo del templo de Abydos que representa cohetes, aeroplanos e incluso un helicóptero, etc.

El “oopart” más reciente y más asombroso es el redescubrimiento del oro monoatómico hecho por David Hudson (los monoatómicos son superconductores a temperaturas ambiente, tienen propiedades antigravitatorios y están siendo investigados ahora solamente por la comunidad de físicos avanzados) el descubrimiento de Hudson, relacionado con la puesta en luz, por Gardner, del descubrimiento ocultado hecho por el Caballero Flinders Petrie en 1889 de una planta de procesamiento de oro en el monte Horeb, demuestra que los monoatómicos eran conocidos ya al menos hace 3000 años.

Hay también “ooparts” que datan, aparentemente, de millones de años atrás que requieren una interpretación y evaluación seria. En relación al propósito de este documento la atención esta centrada, sin embargo, en esa constelación de ooparts que datan de menos de 450,000 años atrás, el tiempo aproximado de la primera llegada de los Anunnaki a la Tierra, y principalmente en aquellos de las fechas de la primera “repentina” civilización, hace 6000 años. Hemos acumulado casi una enciclopedia de dichos ooparts.

Estos ooparts, emparejados con la evidencia de varias disciplinas y los documentos históricos indican que una civilización avanzada existió en aquellos tiempos que poseía una tecnología elevada y que esa civilización era de hecho la de los Anunnaki.

Sitchin no tiene ninguna duda sobre eso, toda la evidencia y el testimonio propio de los primeros humanos, indican que esa civilización era, verdaderamente, la de los Anunnaki.

La prueba Documental 
La prueba documental, por ejemplo la documentación histórica de la existencia y obras de los Anunnaki, ha sido accesible para nosotros desde los primeros años del siglo XIX. 

Las excavaciones de los lugares antiguos de Mesopotamia sacaron a la luz la asombrosa y avanzada civilización de Sumer y, con ella, miles de tablillas de arcilla conteniendo no solamente registros de comercio, matrimonios, acciones militares y cálculos astronómicos sino la historia misma de los Anunnaki. Esta claro a partir de estos registros que los Sumerios sabían que estos alienígenas eran seres reales de carne y hueso. 

Se descubrió que la biblioteca del soberano, Ashurbanipal, en Ninive se había derrumbado en un incendio y las tablillas de arcilla contenidas en ella se cocieron, conservándolas para nuestra lectura. Aun hasta hoy en día, más y más documentos son descubiertos.

Uno de los descubrimiento más impresionantes, y muy reciente, ha sido una habitación sellada de 9 pies por 6 pies (2.74 m por 1,83 m) en Sippar que contenía, dispuesta ordenadamente en estantes, un juego de 400 tablillas de cerámica que contenían un registro completo de la historia de aquellos tiempos antiguos, una especie de cápsula del tiempo.

De nuevo, la evidencia es tan abrumadora y fuerte que, si no fuera por aquellos con el poder suficiente para ocultarla, habría sido aceptada y nuestra visión del mundo habría cambiado hace un siglo o quizás antes.

La Prueba Genética
Los documentos recuperados sitúan el laboratorio de los Anunnaki donde los primeros humanos fueron producidos literalmente en el este de África Central justo sobre sus minas de oro.

Esto cae en el mapa precisamente donde la investigación del ADN mitocondrial “la búsqueda de Eva” sitúa a la primera mujer Homo-Sapiens sapiens y en el mismo marco temporal.

La prueba de la ingeniería genética avanzada esta toda ahí en los documentos antiguos. Nuestro rápido progreso desde nuestro origen hasta ir a Marte pronto, después de solo 250,000 años, no se corresponde con los periodos de millones de años de lento desarrollo evolutivo de otras especies como por ejemplo el homo erectus anterior a nosotros.

El paradigma HH muestra que los Creacionistas solo estaban la mitad de equivocados y los Evolucionistas solo la mitad de acertados:

Hubo una creación pero fue un proceso de ingeniería genética; hay un proceso evolucionista pero fue interrumpido en nuestro caso por los Anunnaki por sus propios intereses prácticos.

Dos protocolos Definitivos para Probar o Refutar Paradigma de Sitchin

Una aproximación directa para probar o refutar el paradigma de Sitchin es posible desde la astronomía. sería posible con la tecnología actual una búsqueda profesional y minuciosa de nuestro sistema solar para determinar la existencia o inexistencia de un décimo planeta con las características de tamaño, orbita, periodo orbital, declinación respecto a la eclíptica, como las que Sitchin ha determinado a partir de las traducciones de los archivos antiguos y especialmente del documento Enuma Elish

Si ese planeta no esta en nuestro sistema solar o no se puede encontrar ninguna evidencia para su escape del mismo o un cataclismo destructivo entonces el paradigma de Sitchin se derrumba.

Esta investigación debería realizarse con la máxima prioridad.

El asunto es lo suficientemente importante para aclarar nuestra situación histórica y haría que tanto el mundo académico como la comunidad científica se involucraran en él.

Es la opinión de este autor, a la luz de las evidencias ya obtenidas por el Pioneer 10 y 11, dos naves espaciales Voyager, por el Satélite de Imágenes Infrarrojas (IRAS, en los años 83-84) y por los datos disponibles para Harrington cuando consultaba a Sitchin que la búsqueda ya ha sido completada, de hecho que el planeta ya ha sido encontrado.

Es interesante que Harrington envió un telescopio apropiado a Black Birch *, en Nueva Zelanda para obtener confirmación visual, basada en los datos que llevaban a la expectación de que este estaría por debajo de la eclíptica en los cielos meridionales en este punto de su orbita.
 
* Black Birch - es el nombre de un tipo de árbol de la familia de las betuláceas, en español se llama Abedul, en latín su nombre científico es betuna lenta. Aquí se refiere al nombre de un lugar de Nueva Zelanda. Nota del Traductor
 
Cuando ocurrió la temprana muerte de Harrington el telescopio fue requerido de vuelta inmediatamente - como anoto un observador, “casi antes de que él se enfriara”. Reconocer la existencia de un décimo planeta significa abrir la posibilidad de la existencia de los Anunnaki. La razón por la que se quita importancia a los datos, la dificultad para obtenerlos, la interpretación de los científicos hablando públicamente sobre ello, todo tiene el mismo olor que recuerda al manejo que hizo la Fuerza Aérea en el caso Roswell.

Obviamente, antes incluso de cualquier confirmación oficial de la existencia de Nibiru/Planeta X en nuestro sistema solar y ciertamente después, sería productivo realizar un rastreo en su dirección mediante un sistema modificado al realizado por el SETI que usará todo el espectro de la energía incluyendo las frecuencias de nuestra radio y televisión, para determinar la existencia de vida inteligente que aun siguiera allí.

Para adelantarnos a un posible misterio: aunque el planeta sea confirmado, es posible que no se puedan recibir señales de vida inteligente.

Esta es una conjetura, solamente, por parte del autor pero, a la luz de la clase de retirada rápida y la falta de contacto posterior por los Anunnaki, no es impensable que cualquier señal artificial haya sido enmascarada.

Esta hipótesis esta basada en la conclusión de que una de las principales razones para su salida rápida de este planeta fue debida no solamente a que necesitaron un punto (espacio-temporal) concreto de lanzamiento del cohete para alcanzar su planeta cuando este vino la ultima vez desde el interior del sistema solar sino debido a que se habían dado cuenta de que necesitábamos ser dejados a nuestro albedrío para encontrar nuestra propia identidad. Un rastreo de este tipo debería realizarse inmediatamente. Debería asumirse que nuestras señales han sido analizadas desde su marcha.

Un modo diferente de probarlo o refutarlo es posible desde la genética. En breve tendremos registrado el Genoma humano completo.

Ese proceso y la información obtenida nos darían la oportunidad de examinar el genoma completo para buscar la evidencia de la mezcla de dos tipos de códigos genéticos, Homo Erectus y Anunnaki. El protocolo para esa novedosa decisión tendría que ser desarrollado. Un problema potencial puede estar en el hecho de que la mezcla tuvo lugar entre 250,000-200,000 años atrás.

Un efecto derivado de este esfuerzo puede ser no solo la identificación de los dos códigos, o al menos, la prueba de la unión básica, sino la evidencia del porque tenemos unos cuatro mil enfermedades genéticas y otras especies de este planeta difícilmente tienen una. Es una especulación como mínimo razonable que la causa primera para esos defectos sea debido a la complejidad de una mezcla importante de los dos genomas.

Recomendamos que estas investigaciones sean implementadas de nuevo con la máxima prioridad con el fin de probar o refutar el paradigma de Sitchin.

Los factores negativos Aun Operativos En las Culturas Humanas

Procedentes de Nuestra Historia como Raza Subordinada Creada Mediante Ingeniería Genética. 

El primer Factor - El Fondo Del Condicionamiento Para La Servidumbre
La evidencia abrumadora del paradigma de Sitchin demuestra concluyentemente que fuimos creados mediante ingeniería genética por los Anunnaki y tratados como esclavos y después como compañeros con restricciones pero siempre subordinados a ellos.

La derivación principal (Neil Freer: Breaking the Godspell) de la explicación de Sitchin es que “la religión”, como la hemos conocido, es la transmutación, la transmutación de la relación Anunnaki-humana de maestro-súbdito esclavo, de la esclavitud primitiva a la servidumbre. Los Anunnaki dejaron gradualmente este planeta al fin alrededor de 1250 a. C.

Desde entonces, hemos atravesado fases de una transición traumática hacia la madurez y la independencia de nuestra especie. 

La característica principal de este proceso ha sido la transmutación de ellos (los Anunnaki) en todas las culturas, en particular Enlil/Jehová en la cultura Occidental, convertido en una deidad cósmica, llamada popularmente “Dios” en la tradición Judeo-Cristiana.

¿Es esto ateismo? No, no como tal. Es simplemente una corrección que debía haberse hecho hace mucho tiempo de la política local dentro del sistema solar, relativamente bastante pedestre desde una perspectiva cósmica.

El Ateismo ordinario puede entenderse ahora como un signo temprano de la rebelión adolescente de una especie precoz y el cuestionamiento de la autoridad del “dios” local Nefilim de la tribu Hebrea y de la Cristiandad,Yahweh/Jehovah con características obviamente demasiado humanas.

El nuevo paradigma, una vez que el antiguo, y servil encantamiento divino es difuminado, simplemente nos permite ponernos cara a cara con el universo y buscar directamente el principio último que esta detrás de él sea lo que sea imaginable o inimaginable.

En una fase posterior hemos mitificado (a los dioses) convirtiéndolos en seres irreales y después, con mayor sofisticación en arquetipos de la psicología. 

Solo mediante las pruebas acumuladas y la historia recuperada por los estudiosos modernos hemos sido capacitados para comprender la verdadera naturaleza de nuestra creación genética, nuestra transición traumática, y la oportunidad para salir de la amnesia y la adolescencia hasta la madurez de la especie.

El Segundo Factor - El Factor Babel, La División de La Raza Humana en Religiones Hostiles
Y entonces ellos abandonaron el planeta colonizado. Se fueron casi sin cerrar la puerta del laboratorio, empezando aparentemente sobre el 1250 a.C.

Los reyes de repente son representados en los grabados de piedra de pie donde solían estar cuando oían las instrucciones del maestro apuntando hacia la ahora vacía silla en total consternación.

Los lamentos todavía están grabados en las tablillas de arcilla.

“Que haré cuando mi maestro no esté nunca más aquí para instruirme...que le diré a la gente.”

Nosotros caímos en la aflicción, la desesperación, la negación. Nos culpábamos y dirigíamos nuestra atención al cielo esperando su vuelta.

Los reyes buenos hicieron lo que pudieron, a los líderes algunas veces se les pidió subir a la montaña para obtener instrucciones a larga distancia desde el espacio o hacer una caja de madera forrada de metal para actuar como receptor.

“Ahora escucha esto”.

Finalmente quedamos solos y confusos, empezando a luchar para dirimir quien aun sabía lo que realmente dijo el maestro, lo que realmente significaba, que deberíamos hacer realmente si el apareciese.

El servicio en su mesa se transformó en un sacrificio ritual de comida, la asistencia en sus baños en bañar y vestir a estatuas sustitutivas de ellos y gradualmente los servicios rutinarios se convirtieron en rituales de culto y sus palacios en templos vacíos. Y los reyes mediocres empezaron a coger ventajas, empezaron a pavonearse. A veces lo lograron por si mismo. Otras veces la gente, desesperada, elevó a su rey al nivel de un dios simbólico.

Y el buen rey y la semilla del concepto del derecho divino de los reyes aparecieron. Y los sirvientes jefes lo apoyaron porque era beneficioso para ellos ser sacerdotes o preservar sus trabajos y estatus. Y aquellos a los que se les había instruido, viendo que el conocimiento avanzado de tecnologías y ciencia y las artes, aprendido como parte de su función, la escritura, matemáticas, astronomía, ciencia, metalurgia, y las artesanías en general estaba perdiéndose prepararon una agenda para preservarlo.

A pesar del desacuerdo y la amenaza ellos lo disfrazaron, lo retiraron, lo escondieron. Y lo “oculto” apareció.

Finalmente, la situación evolucionó a una fase muy macabra. En un esfuerzo para demostrar nuestra subordinación y celo para hacer las cosas correctas si ellos solo volvieran mantuvimos las reglas, mantuvimos las rutinas del servicio pero, después de mucho tiempo de desilusión, alcanzamos un punto de humillación, desesperación profunda en la que haríamos cualquier cosa para conseguir que regresaran—y lo hicimos. 

Recordando la atracción que los varones Nefilim sentían por nuestras jóvenes mujeres, empezamos a sacarles sus corazones en lo alto de los palacios piramidales vacíos en un alarido de suplica colectivo a los cielos de donde habían venido y a donde habían marchado. Pero ese horror inefable y despreciable no podía durar: empezamos a dudar, a mantener con cinismo aterrador, pensamientos secretos de independencia y de porque preocuparse.

Lentamente un proceso típico de disociación se desarrolló debido a la larga separación y empezamos a sublimar a los Nefilim de carne y hueso en conceptos absolutos cósmicos y sus personas en arquetipos míticos.

Mirando atrás en la historia de nuestra especie la transición traumática por la que hemos pasado podría muy bien ser descrita como la creación nuestra del concepto de un Dios cósmico, a través de una serie de fases psicológicas cambiantes. Finalmente, simplemente empezamos a olvidar.

La transición desde el olvido hasta la madurez de la especie ha sido un pasaje muy traumático. Romper el “encantamiento-divino” nos ha visto pasar por los estadios del abandono hasta la disociación, la transmutación, la religión, la rebelión y ahora por el de la recuperación. Es análogo al síndrome de familia disfuncional pero en una escala planetaria.

Así, de vuelta a nuestros días, increíblemente, nos hemos mantenido aun “Babel-factorizados” para un buen control de la muchedumbre, separados en tribus cada una diciéndole a la otra que la nuestra es la única tradición correcta sobre lo que un “dios” en particular entendía, que reglas seguir, que deberíamos hacer para demostrar que todavía somos sirvientes leales y dóciles.

A veces hasta nos matamos por ello...

Y las persecuciones, las Cruzadas, Jihads, Inquisiciones, imperios del mal, los salvados y los condenados, los mártires, los infieles, los santos, los protestantes, los fundamentalistas, los ateos aparecieron—y se mantienen. 

El Tercer Factor: Una Tradición de Absolutismo, Ocultación y Represión
La naturaleza de los hechos históricos por los cuales Yahweh/Jehovah llegó a ser el “dios” monoteísta (único, supremo – y extranjero) de los Hebreos es lo que suministra la tercera clave de cómo están interrelacionados el paradigma OVNI/Extraterrestre y el de la Historia Humana según Sitchin.

ovni2 tercer factor

* publicado en español por Martínez roca en 2007, La Estirpe del Santo Grial - Nota del Traductor

Estudios modernos, trabajando sobre las bases puestas anteriormente como la Escuela Alemana, han revalorizado el Antiguo Testamento. Cuando los registros Mesopotámicos empezaron a ser desenterrados en el siglo XIX, se tuvo claro que la historia revelada desde 4000 a.C. hacia delante, era la fuente de la historia del Antiguo Testamento.

Los Judíos, confinados en cautiverio por los Babilonios con el permiso de su “dios” Jehovah, han usado esa historia y la han falsificado (según Sitchin) al rescribirla según sus necesidades para establecer a Enlil/Jehovah como su gobernante supremo.

Esa historia muestra claramente que dos hermanos Anunnakis, Enlil y Enki siempre habían estado en desacuerdo uno con el otro tanto en lo personal como en lo político.

Enki era el Anunnaki científico que, junto a su media hermana científica, Ninhursag, habían creado a los humanos y siempre habían estado a su favor.

Enlil siempre había tenido reservas respecto a los humanos y los dominaba con severidad. 

Gardner ha descrito el caso (Bloodline Of The Holy Grai*, Genesis Of the Grail Kings)  cuando el Antiguo Testamento se refería a el Señor (Adonai, Enki) era cuando se hacían cosas buenas para los Hebreos.

Cuando les eran hechas cosas terribles o se permitía que les sucediera, la referencia era siempre aJehovah/Yahweh, (Enlil) y fue a la dominación de Enlil a la que finalmente capitularon y rindieron culto con temor.

 
Enki (El SeñorAdonai) inició un linaje de lideres humanos, elevados con más genes Anunnaki y les enseño los conocimientos científicos avanzados que ellos poseían (Gardner). Este linaje real, que descendía de David y el messiah ungido (el ungido - el elegido) fue reconocido pero tratado ambiguamente por la mayor parte de los Hebreos que ofrecían lealtad a Enlil.

El Antiguo Testamento, una recopilación de libros de los cuales algunos, considerados inaceptables, fueron excluidos porque contradecían las manipulaciones necesarias para establecer a Enlil como el supremo, promulga una actitud religiosa basada en la subordinación y en el “temor a Dios”. Esta actitud es una extensión de la antigua relación maestro-esclavo que esta en la raíz de la Cultura Occidental y de la visión dominante de que los poseedores del poder y el dominio como la autoridad última y absoluta.

El escenario se repitió de nuevo cuando la rama del Judaísmo que finalmente fue conocida como Cristianismo aliado con Roma se convirtió en la Iglesia Romana. Perpetuo la tradición de un Dios temible como Enlil y, por otro lado, reprimió, persiguió y trato brutalmente a la rama humanista del Cristianismo que derivaba de la tradición mantenida por Enki.

Fue esta religión poderosa de los Obispos y de la Inquisición la que podía torturar, forzar y matar para dominar y controlar la que también controlaba y dictaba a las primeras Universidades. Nuestras escuelas de “enseñanza” superior aun hacen ostentación de las parafernalias de la universidad Medieval en ocasiones ceremoniales y, desafortunadamente, todas demasiado a menudo mantienen su limitación al debate a los temas aprobados. 

Esta política y posición de autoridad absoluta dominante por parte de la Iglesia Romana se extendió gradualmente por la vía de la Política Romana y militarmente y controlaba y formaba gobiernos y políticas de gobierno a través de reyes y reinas cuyas coronas eran custodiadas por la Iglesia. Sus políticas inamovibles, la Inquisición existe bajo el titulo de Congregación para la Doctrina de la Fe.

La más reciente solución a la deliberada mutilación religiosa, siempre justo por debajo de la superficie, desarrollada en la Constitución de los EE.UU., aun estimó necesario mostrar deferencia al temible Dios de la tradición Judeo Cristiana, Yahweh/Jehovah – Enlil el dios Anunnaki alienígena.

Similitudes Claras e Interrelaciones Críticas

Entre los Paradigmas OVNI-Alienígena e Historia Humana según Sitchin

El foco del control y ocultamiento de información resulta ser idéntico: la existencia y presencia, acción e interacción de una civilización alienígena de nuestro sistema solar en el pasado y actualmente posiblemente (HH); la existencia y presencia, acción e interacción de una civilización alienígena de fuera de nuestro sistema solar en el pasado y contemporáneamente (OVNI-A).

El tipo de autoridad y su modo de ejecutar el control y la represión son similares: los actores principales en el contexto Judío y Cristiano trabajan para consolidar condescendientemente un régimen político-religioso de su propiedad en su propio interés y corrupto según el ideal original; los actores principales en nuestra sociedad trabajan, probablemente con sinceridad al principio pero después condescendientemente para consolidar un régimen político basado en su propio interés y corrupto según el ideal Democrático.

La metodología del uso del ocultamiento de la información, la manipulación de los hechos relevantes, el engaño, el uso de la amenaza, la intimidación y la fuerza es similar y algunas veces idéntica: el cachete dado por el policía en la palma para enfatizar la amenaza de muerte hacia la hija de un testigo en Roswell recuerda las amenazas de la Inquisición y las ejecuciones de los “herejes”.

La agenda del Proyecto Libro Azul (Project Blue Book) refleja la ocultación de los fondos de la exploración Egipcia y la destrucción completa de la publicación de Petrie sobre su descubrimiento de la planta de procesamiento de oro en el monte Horeb (Gardner: La estirpe del Grial - Genesis Of the Grail Kings)

Entonces, no debe sorprender, a la luz de nuestro origen mitad alienígena pero como esclavo servicial, que hemos tolerado las manipulaciones condescendientes y los abusos de autoridad que han sido ejercidos por quienes han controlado la situación del tema OVNI/Extraterrestre desde al menos los años 40.

No es sorprendente que muchos reaccionemos, casi involuntariamente, a la posibilidad de que otra raza venga de las estrellas o del décimo planeta de nuestro sistema solar, asumiendo inmediatamente su superioridad y benevolencia o su poder para mandar. Si hemos estado mirando al cielo durante unos tres mil años esperando a que “Papaito” vuelva de donde los Anunnaki fueron cuando abandonaron el planeta, esperando su regreso para hacer todo bien y que nos digan que hacer, nos ponemos en una posición peligrosa y altamente vulnerable de ser dominados por cualquier cosa que pase y aparezca aquí – incluso aunque fueran androides.

Debemos romper este encantamiento-divino para llegar a ser completamente independientes y efectivos.

No es sorprendente que incluso aquellos que reconocen la realidad de la presencia alienígena actual y la naturaleza medio extraterrestre de nuestro propio material genético aun pueden ser engañados por peticiones de subordinación. Algunos conferenciantes de la Nueva Era guiarían a gente a lo alto de las montañas donde esperarían a que la nave espacial aterrice y después los rescatara para ser incorporados a una sub-cultura alienígena.

Algunos reclamarían que deberíamos permitirnos ser los Soldaditos de cualquier conflicto alienígena entre las presuntas fuerzas de la luz y la oscuridad de manera que podamos ser recompensados por el líder de la luz victorioso y obtener en compensación tecnología avanzada en la fiesta de la victoria.

Considerad incluso la Constitución de EE.UU. desde la perspectiva del encantamiento-divino: fue construida para crear una sociedad donde una población con pluralidad religiosa pudiera coexistir con el mínimo de violencia entre las confesiones.

Un resultado de esta aceptación forzosa de una pluralidad Babelica ha sido el protocolo incomodo de falta de discusión y una actitud en la que cualquier cuestionamiento es automáticamente prejuzgado como partidista. Esto hace extremadamente difícil cualquier revisión o evaluación imparcial de la historia de la raza porque es, de hecho, inevitablemente la historia “religiosa” de alguna confesión.

El fondo religioso y el sistema de creencias de los investigadores de los OVNIS, políticos, científicos origina conflictos internos que a menudo debilitan sus esfuerzos. El grado de desarrollo de la conciencia de los científicos, los estudiosos, los políticos, los filósofos, los Ufólogos, determinan el nivel de efectividad de sus acciones.

El Ufólogo mas experto que aun esta buscando seres superiores que aparezcan para ayudarnos a salir, “salvarnos”, instruirnos, esta mirando a través de un filtro fuera de moda y restrictivo, incluso sumiso.

El científico que ignora o niega la evidencia de la presencia alienígena, presente o pasada, por permitir o consentir presiones religiosas o del gobierno esta limitado igualmente. La negación o el ignorar la evidencia de la presencia alienígena, actual o pasada y que esta directamente conectada con nuestros propios orígenes por el SETI es análoga a la negación o el ignorar la evidencia arqueológica de la presencia y el papel de los Anunnaki en nuestro pasado por parte de los científicos y las religiones del mundo.

Las actitudes que hemos mostrado, las modos como hemos actuado y la manera como nos hemos dejado manipular por los poderes dominantes en relación a la presencia OVNI/alienígena y en relación a nuestra propia historia como especie y las posturas que continuamos exhibiendo claramente son las ramas derivadas de nuestro antiguo fondo e historia de sumisión al encantamiento-divino. 

La integración de Las Dos Partes del Paradigma Extraterrestre

Puede Llevarnos a un Nuevo Nivel de Existencia como Especie.

Este autor tiene la convicción de que, hasta que no recuperemos nuestra verdadera historia, y alcancemos una definición y comprensión de lo que es el ser humano con un amplio consenso y pasemos la fase de adolescencia como especie hasta entonces, no resolveremos totalmente la cuestión actual del tema OVNI- Extraterrestre porque no tendremos la madurez como especie y la unidad planetaria para ser capaces de interaccionar con elegancia con especies extrañas, y saber fácilmente que es aceptable y que no para ambos.

Este es simplemente otra cara del razonamiento hecho por aquellos que se sintieron obligados necesariamente a tratar militarmente y diplomáticamente con los alienígenas grises y eligieron mantener el asunto tan secreto como fuera posible. 

La restauración de nuestra verdadera historia mitad alienígena, sin embargo, nos dejará alcanzar la integridad incuestionable que nos permita demandar y presentar credenciales, determinar el propósito, la agenda, y negociar con seguridad para ser aceptados en la sociedad interestelar con plena dignidad. Nos permitirá obtener la confianza individual y como especie y la perspectiva que nos evitará ser manipulados, amenazados o conquistados por quienquiera que ya este aquí o que aparezca aquí en el futuro.

Solo esta clase de integración nos permitirá alcanzar la explicación y la comprensión de muchos detalles de los dos escenarios, el de la HH y el de los OVNIS-ET. 

Ventajas Prácticas Derivadas de La Integración de los Paradigmas OVNI y HH

La aclaración de la presencia alienígena Anunnaki en el pasado explica la existencia de ooparts* (objeto extra-temporal), los enigmas concernientes a las civilizaciones “repentinas”, nuestro progreso de desarrollo evolutivo anormal y al caso de nuestro singular código genético y resuelve el conflicto entre Creacionistas y Evolucionistas.

La comprensión de nuestra herencia racial doble, mitad homo-erectus y Anunnaki y nuestra creación mediante bioingeniería genética por motivos prácticos de los Anunnakis puede explicar el porque tenemos mas de 4000 enfermedades de origen genético debido a imperfecciones en la síntesis genética mientras otras especies en el planeta solo tienen unas pocas o ninguna.

Un repaso mas completo y preciso de nuestro pasado nos permite diferenciar entre mito, seres míticos y extraterrestres o cualquier tipo que se haya manifestado o venido aquí tanto en el pasado como en el presente y nos ayudará a distinguir y a tratar con los alienígenas en el futuro.

El hecho de que somos literalmente mitad extraterrestres genéticamente hablando lanza toda la cuestión del tema extraterrestre a una perspectiva muy distinta.

Posibles Escenarios Abiertos por El Reconocimiento De Los Anunnaki

Hay varios escenarios posibles lógicos presentados por la ampliación del paradigma extraterrestre. Aquí simplemente los enumeraremos, sin una evaluación sopesada, para que el lector los tenga en consideración.

Nota preliminar: No hace mucho tiempo, uno podía estar en un serio problema con las autoridades religiosas por expresar la creencia de que podían existir otras razas de otros lugares - mucho menos de otras dimensiones (Giordano Bruno, un monje que afirmó esto fue quemado en la hoguera por la Iglesia solo unos pocos años antes de la fundación de la Universidad de Harvard).

La idea de que existen más de nuestras cómodas tres dimensiones es relativamente nueva y aun en parte especulativa; los físicos aun disputan por el número real. Es comprensible, por lo tanto, que una especie de aura de misterio y veneración, algo casi religioso sobrenatural, se proyecte sobre el concepto de “dimensionalidad”.

La mayor capacidad de diferenciación aportada por esta ampliación del punto de vista elimina el halo místico del concepto de “ínter dimensional” aplicado a algunos alienígenas. 

Bien puede ser cierto, seguramente lo sea, que algunos alienígenas y sus tecnologías y, por consiguiente, su conciencia, entrañen formas que usen u operen en otras dimensiones mas allá de las tres que estamos acostumbrados a percibir. La física, humana o alienígena, de cualquier forma, sigue siendo física – sea de este sub-universo o de otro.

Será más fácil tratar con cualquier manifestación física o descubrimiento cuando los elementos místicos subliminales sean descartados de nuestro pensamiento y cuando el reflejo automático – o quizás, el ponerse de rodillas—en un reflejo de servidumbre al encantamiento-divino sea eliminado.

Si Nibiru, el planeta de origen de los Anunnaki y el décimo de nuestro sistema solar aun está en órbita en este (si no ha sufrido ninguna catástrofe destructiva o se haya escapado del mismo) hay una expectativa razonable de que los Anunnaki aun existan. Las evidencias reunidas por la investigación en el 83-84 mediante el IRAS (Satélite Astronómico de Infrarrojos) de que dicho planeta aun existiera en nuestro sistema solar fue suficiente para convencer a Harrington del Observatorio Naval.

El tipo de alienígena conocido como “Nórdico” es el que más se ajusta en su apariencia física a los Anunnaki. Se puede pensar fácilmente que ellos podrían, en su actual estado de desarrollo tecnológico, venir aquí, como monitores o incluso como turistas cuando lo desearan (aunque, al principio, estuvieran limitados a determinadas orbitas pues al parecer solo poseían tecnología de misiles balísticos )

Puede que se descubra que los “grises” y otros tipos de extraterrestres son robots y androides de los Anunnaki , usados como sondas remotas o quizás como controladores rutinarios de este planeta, o como mensajeros cautelosos, quizás sacrificados en accidentes como una manifestación introductoria no amenazante, esterilizada y segura (caso Roswell).

La relación entre las profecías registradas en el Código Maya y la aparición de muchos OVNIS grabados en videos sobre México en 1991 al tiempo del eclipse solar y la relación de los Anunnaki con las primeras civilizaciones de América Central, pueden señalar que estos platillos volantes sean Anunnaki.

Algunos Grises y otros tipos pueden ser de sociedades de sistemas fuera del sistema solar y completamente humanoides o androides y ser diferentes de los androides asociados con los Anunnaki. Algunos tipos originarios de sistemas extra-solares pueden ser conocidos, o desconocidos, amistosos, o antagónicos en su relación con los Anunnaki.

Puede que haya, como ha sido defendido o afirmado por algunos, cooperación o colusión directa con una especie alienígena por parte de grupos humanos con influencia socio-económica internacional, con el propósito de controlar a la población y, quizás, incluso el planeta.

En el caso de que esos alienígenas resulten ser Anunnaki, las dos partes del paradigma se unirán completamente.

Algunas representaciones de criaturas en el periodo Anunnaki en el Medio Oriente tienen una semejanza sorprendente con las descripciones y representaciones de los alienígenas “grises” reconocidos en los tiempos modernos. Las interpretaciones de Sitchin sobre estas imágenes y sobre descripciones detalladas son que ellos eran robots y androides desarrollados y utilizados por los Anunnaki.

Es la opinión del autor de este escrito que el tema de la presencia alienígena es sencillamente algo antiguo, y reaccionar contra ello en el estadio actual de nuestro entendimiento colectivo se esta volviendo algo bastante aburrido. El progreso que estamos realizando con estos problemas creados por nosotros mismos esta lejos de la vanguardia de nuestra evolución y sufrimos debido por ello un retraso artificioso.

Es evidente que aquellos que se encontraron con la responsabilidad de manejar el fenómeno OVNI-ET desde el tiempo del caso Roswell conspiraron para ocultarlo con el propósito general de aprehender la tecnología para uso militar y de defensa pero igualmente por la preocupación de que toda la población se vería trastornada hacia el caos.

Restaurar nuestra verdadera historia mitad alienígena eliminará las desventajas derivadas de un pensamiento religioso, ingenuo, provincial y nos proporcionará una madurez como especie , una perspectiva cósmica e independencia que puede asegurar a aquellos encargados de manejar la cuestión OVNI-ET que la alteración y el caos previsto en la población cuando se revele el asunto no tendrá lugar finalmente.

El hecho de que han estado tratando como niños a los ciudadanos de este país es en un sentido real un reflejo de sus propias limitaciones, un producto de su modo militar de actuar que, como decía Corso, se resume en la siguiente pregunta básica “amigo o enemigo”.

Necesitan una oportunidad para informar al público que les salve la cara lo suficiente y este puede ser el artículo que se lo permita.

Ellos presentarán el argumento de que el público no tuvo ni tiene idea de los peligros y amenazas provenientes de los alienígenas, ni idea de lo extraño de su ciencia, su sociedad y sus intenciones y del grado de superioridad de su desarrollo sobre el nuestro.

Este nivel de conciencia e independencia libera al individuo de la servidumbre y la dependencia a las autoridades del tipo paternalista y estas incluso no serán necesarias por mas tiempo. Veremos la lucha inevitable que libraran para mantener su poder los menos evolucionados de ellos y el reconocimiento elegante de la requerida maduración de la especie y la resignación resultante de ese poder en aquellos mas evolucionados.

No es como si hubieran mantenido conocimiento exclusivo de la situación todo el tiempo. El fenómeno OVNI-ET siempre ha manifestado un elemento de contacto directo con el público general a través de manifestaciones físicas de naves, abducciones, comunicaciones directas de información, claramente de una manera gradual, planeada y orquestada al menos por parte de algunas especies.

Quizás si aquellos que tienen el control se dan cuenta de que simplemente seguiremos adelante sin ellos, entenderán que no es necesario tratar como niños a la gente por más tiempo o “proteger” esa ficción clásica inventada para las “persona corrientes”.

El siguiente Paso

La evaluación de la información contenida aquí y la decisión de tomarla en consideración e incorporarla o no en las agendas de las diferentes organizaciones a las que va dirigida, irónicamente y paradójicamente, estará influenciada por los mismos factores elucidados aquí como contraproducentes y represivos.

Unos miraran hacia la academia o a la ciencia establecida como criterio y la rechazaran por miedo de perder el contacto con esos mundos que sobreviven gracias a las subvenciones gubernamentales.

Otros lo estimaran demasiado complicado porque el tema OVNI-ET es todavía tan controvertido que incorporarlo seria, desde su punto de vista, complicar la situación hasta el punto de hacerla inmanejable – o demasiado políticamente incorrecta.

Algunos la rechazaran simplemente porque sienten que ofenderá a los grupos religiosos y les distanciaría de aquellos que de otra manera podrían darles su apoyo o al menos están abiertos a su influencia. Es algo tan sorprendente y terrorífico ver a un defensor de la causa OVNI-ET que esta preparado para confrontar cualquier autoridad gubernamental amilanarse ante la autoridad institucional “religiosa”.

Algunos dentro de la comunidad OVNI-ET la rechazaran, suprema ironía, porque contradice su sistema de creencia religioso, metafísico, filosófico o “Nueva Era” sin una seria consideración de los hechos.

Hay, sin embargo, un número creciente de aquellos que se han liberado a si mismos de los condicionamientos y las huellas de su cultura y de su religión lo suficiente para ser capaces de integrar las dos mitades del paradigma alienígena dentro de su pensamiento y visión global. Han alcanzado la iluminación genética ofrecida por la recuperación de nuestra verdadera historia y esto les ha permitido crecer para comprender la fase OVNI-ET.

Este crecimiento les ha impulsado a pensar y decidir por ellos mismos en relación a la aplastante cantidad de pruebas tanto en el tema de la presencia OVNI-ET como en la visión general de la Historia Humana de Sitchin, y moverse por encima del obscurecimiento y obstruccionismo religioso y gubernamental. Para ellos, el Reloj del Paradigma ha marcado las doce hace tiempo y están ocupados siendo los propios artífices de su evolución y preparándose para encontrarse con los alienígenas y preparados para recuperar la relación con los Anunnaki.

Y han experimentado y superado el profundo cambio de paradigma anticipado y predicho por muchos. En verdad ellos son el cambio de paradigma: ellos son, acabada esta fase de investigación, especulación, la fuerza de revelación. La situación actual del tema OVNI-ET es como una vieja película de los años 40: la resistencia a la fase de la Historia Humana según Sitchin es como una telenovela académica en el espacio de la facultad.

Son libres para responder la cuestión “¿Qué significa todo esto?" con “lo que nosotros queramos” porque ellos son libres para experimentar el universo como un todo lleno de libertad en el cual la interacción con otras especies es solamente otro asunto importante.

Si los alienígenas eligen con quien harán el primer contacto abierto, público lo más probable es que serán de este grupo. Ellos son sus propios dueños con una integridad incuestionable y el autoconocimiento, la confianza y la sensibilidad que les permitirá interactuar con sencillez e inteligencia, sin miedo, servilismo o prejuicios paralizantes.

De este grupo es de donde provendrá la claridad de visión de la siguiente fase, ya se esta manifestando: la reunión sencilla y lógica y la puesta en funcionamiento de equipos preparados para el contacto.

Saben quienes son y son capaces de reconocer fácilmente a los de su clase. Saben que deben de estar por encima de las antiguas divisiones basadas en barreras sociales, políticas, nacionales y provincianas.

Saben que no pueden vivir sin una historia humana común, no pueden estar enfrentados con los otros en la concepción básica de los que es un ser humano, no pueden estar separados en lo básico de las creencias religiosas. Saben que no pueden esperar a las masas cuando suena la campana de la última vuelta porque son la vanguardia y conocen bien su papel en la evolución.

Es esta conciencia expandida, radicalmente libre, con confianza en si misma, y plenamente independiente la clave del siguiente paso: el contacto abierto y directo, la comunicación y el intercambio entre especies con quienquiera que elija hacerlo de este modo por primera vez.

Puede que sea una especia de fuera de nuestro sistema solar, o de dentro de nuestro sistema solar y, en este caso lo más probable, por tanto, que sean los Anunnaki. A estos humanos mutantes les será indiferente el caso porque tendrán la información y la perspectiva adecuada para comprender, evaluar e interactuar.

El primer proyecto de estos nuevos humanos será el perfeccionamiento de un modo de transferencia universal basado en el principio de la relación con uno mismo. Los principios generales y las aplicaciones prácticas ya han sido establecidos.

El autor tiene la intención de que esto sea el tema de un segundo escrito.

Lecturas recomendadas:

  • Freer, Neil
    Breaking the Godspell (’87, ‘90’, ’93) -- (Rompiendo el Encantamiento-Divino) 
    God Games: What Do You Do Forever? (’98) -- (Juegos Divinos: ¿Qué haces eternamente?)
     

  • Gardner, Sir Laurence
    Bloodline of the Holy Grail ( ’96) – El linaje del Santo Grial
    Genesis of the Grail Kings (’99) – El Genesis de los Reyes del Grial
     

  • Sitchin, Zecharia
    The Twelfth Planet – El Doceavo Planeta
    The Stairway To Heaven – Escalera al Cielo
    The Wars Of Gods and Men – Las Guerras de los Dioses y los Hombres
    The Lost Realms – Los Reinos Perdidos
    When Time Began – Cuando el Tiempo Comenzo
    Genesis Revisited – El Genesis Revisitado

Facebook
Compartir en Facebook
twitter
Compartir en Twitter
google+
Compartir
en Google+