Albert Einstein

Albert Einstein

Albert Einstein

Curiosidades acerca de Albert Einstein

Físico de origen alemán considerado el científico más importante del siglo XX. Publicó la teoría de la relatividad especial, dedujo la ecuación de la física más conocida a nivel popular, la equivalencia masa-energía, E=mc²; presentó la teoría de la relatividad general en la que reformuló por completo el concepto de gravedad; obtuvo el Premio Nobel de Física por sus explicaciones sobre el efecto fotoeléctrico y sus numerosas contribuciones a la física teórica; considerado el «padre de la bomba atómica» aunque abogó en sus escritos por el pacifismo; y fue idolatrado por la prensa convirtiéndose en un icono popular de la ciencia mundialmente famoso, siendo proclamado como el personaje del siglo XX.

– De niño
Aún siendo un niño que no había emitido palabra alguna, estaba cenando con sus padres cuando probó la sopa y dijo: “La sopa está demasiado caliente”. Los padres sorprendidos le preguntaron: “Si hablas tan bien… ¿por qué no lo hiciste antes?”. A lo que el genio respondió: “Porque antes todo había estado en órden”. 

– Mi chófer
Se cuenta que en los años 20 cuando Albert Einstein empezaba a ser conocido por su Teoría de la Relatividad, era con frecuencia solicitado por las universidades para dar conferencias. Dado que no le gustaba conducir y sin embargo el coche le resultaba muy cómodo para sus desplazamientos, contrató los servicios de un chófer. Después de varios días de viaje, Einstein le comentó al chófer lo aburrido que era repetir lo mismo una y otra vez.
“Si quiere -le dijo el chofer- lo puedo sustituir por una noche. He oído su conferencia tantas veces que la puedo recitar palabra por palabra.” Einstein estuvo de acuerdo y antes de llegar al siguiente lugar, intercambiaron sus ropas y Einstein se puso al volante. Llegaron a la sala donde se iba a celebrar la conferencia y como ninguno de los académicos presentes conocía a Einstein, no se descubrió la farsa. El chófer expuso la conferencia que había oído repetir tantas veces a Einstein.
Al final, un profesor en la audiencia le hizo una pregunta. El chófer no tenía ni idea de cuál podía ser la respuesta, sin embargo tuvo una chispa de inspiración y le contestó: “La pregunta que me hace es tan sencilla que dejaré que mi chófer, que se encuentra al final de la sala, se la responda”.

Este es mi pueblo
Este es mi pueblo
Mis creencias
Mis creencias
Por qué socialismo
Por qué socialismo
La convención sobre el desarme de 1932
La convención sobre el desarme de 1932

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.