Samuel Beckett

Curiosidades que desconoces sobre Samuel Beckett

– Samuel Beckett era un gran aficionado a la historia, la pintura, la música, el cine y el teatro.

Samuel Beckett– En su juventud conoció al también escritor James Joyce, compatriota de Beckett, al que le unió una gran amistad durante el resto de su vida. Aceptó trabajar para Joyce como asistente y documentalista y éste se convirtió de algún modo en su mentor.

– Algunas de sus obras fueron censuradas en Irlanda, por lo que decidió asentarse en París, donde se sentía más libre. Allí le sorprendió la Segunda Guerra Mundial y se alistó en la Resistencia Francesa, donde hacía de mensajero. Años después, el gobierno francés le condedió la Croix de Guerre y la Médaille de la Résistance por su colaboración contra los nazis.

Se licenció en Filología moderna y ejerció durante un breve tiempo como profesor, labor a la que renunció al descubrirse falto de vocación. Trabajó como lector de inglés en la École Normale Supérieure de París, que en ese momento podía definirse como el principal núcleo cultural europeo.

– La forma de escribir de Samuel Beckett, pesimista, profunda y trascendental, aunque no exenta de un particular sentido del humor que raya en el cinismo y la ironía, va más allá de la literatura para dirigirse a menudo hacia otros campos como el de la filosofía y la psicología, en concreto, el psicoanálisis. Acostumbra a tratar sobre la desorientación del hombre, la desdicha humana, el vacío vital; en definitiva sobre el sinsentido de la existencia, con un toque de comedia que redondea la imagen de desesperanza global.

El expulsado
El expulsado
El final
El final
Cuentos
Cuentos y relatos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.