Averigua si tu relación es saludable

En las primeras etapas de una relación, es normal ver todas las rosas y flores, pero hay casos de relaciones en las que uno de los dos socios parece tener rebanadas de jamón en los ojos, lo que le impide ver las cosas como son, y en particular entender que su relación es menos saludable de lo que debería ser.

¿Cuáles son las características de una relación saludable?

Una relación sana debe tener las siguientes características:

– Confianza: a veces es normal sentir celos, porque es un sentimiento natural, pero lo importante es cómo reacciona alguien que siente celos. Una relación no puede ser saludable si no hay confianza dentro de la pareja .

– Sinceridad: es difícil confiar si un miembro de la pareja no es sincero; Cuando resulta que el otro ha mentido, la confianza comienza a volverse cada vez más frágil.

– Respeto: en una relación de pareja, tener respeto significa que todos valoran al otro, lo entienden y no hacen de sus límites una carga.

– Buena comunicación: nunca debes reprimir lo que sientes hacia tu pareja solo porque podría no alegrarle saberlo; Es importante que exista una buena comunicación entre ustedes y que se digan abiertamente lo que piensan el uno del otro.

– Soporte: deben apoyarse mutuamente en los buenos y malos momentos. Siempre debes quedarte con tu pareja tanto para celebrar los éxitos como para consolarlo y brindarle apoyo en momentos delicados.

– Igualdad: en una relación debe haber un equilibrio adecuado entre los dos socios, de lo contrario, la relación se convierte en una lucha por el poder.

– Tiempo para ti: en una relación sana, debes hacer concesiones, y todos deben poder disfrutar de su tiempo como lo hicieron antes de comenzar la relación. No debemos renunciar a salir con amigos o abandonar las actividades que nos gustan.

Relaciones poco saludables

Una relación poco saludable  se distingue por la falta de respeto y el abuso de control, tanto físico como verbal, por parte de un miembro de la pareja; la mayoría de las veces esto se debe al hecho de que algunas personas siempre han crecido en un entorno donde hubo este tipo de comportamiento y, por lo tanto, es normal para ellos, pero en realidad no lo es.

Aunque es posible que te sientas mal porque sabes que tu pareja ha sido abusada en la infancia, también es bueno que te cuides, ya que una relación no puede ser saludable si el otro tiene una actitud abusiva.

Señales de advertencia

Claras señales del hecho de que se trata de una relación insana son, por ejemplo, las humillaciones o el abuso físico como golpear o el hecho de obligar a la pareja a tener relaciones sexuales.

preguntarse:

– si el compañero se enoja cuando no estás a su disposición
– critica la forma en que te vistes
– no te deja salir o hablar con amigos
– no te permite realizar las actividades que te gustan
– levanta las manos cuando está enojado
– intenta forzarte a tener relaciones sexuales cuando no quieras.

¿Te Gustó? ¡Compártelo con tus amigos!
Share on Facebook
Facebook
Pin on Pinterest
Pinterest
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Formarse .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios siteground.es.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ir al contenido